monnet@monnet.es

932 761 679 • 637 587 543

Urgencias:

608 438 500

Blog Monnet

Blog sobre servicios de limpieza

Cómo limpiar alfombras en casa

Cómo limpiar alfombras en casa

Nosotros te las dejamos como nuevas, pero con nuestros consejos tú las puedes cuidar y mantener.

Cómo ya sabéis, Món Net i Verd, S.L. tiene un departamento específico para limpieza de tapicerías, incluidas las alfombras, pero os vamos a dar también unos consejos para limpiarlas en casa.

¿Cómo limpiar alfombras en húmedo?

Sabemos que una alfombra no se puede lavar  en la lavadora, aunque quepa.

Para lavarla en casa y en húmedo necesitarás un aspirador, un cepillo duro, quitamanchas, desengrasante (en el mercado hay muchas marcas, recuerda siempre uno que sea suave y que no estropee los colores de la alfombra), vinagre y un pulverizador.

Primero aspiramos la alfombra. Una vez aspirada, aplicamos quitamanchas y frotamos en círculos con el cepillo. Enróllala y en posición vertical de derecha a izquierda, ve pasando la alfombra por partes en la ducha a temperatura templada 36ºC, presionando de arriba abajo, hasta que el agua salga limpia. Ve enrollando la parte limpia.

Una vez pasada el agua y comprobado que no tiene tierra, empieza de nuevo pero esta vez aplicando el desengrasante, frota por partes con el cepillo, aclara y déjala escurrir.

Pulveriza vinagre para eliminar bacterias y avivar los colores.

Si puedes sécala de pie, apoyándola en la baranda del balcón o terraza.

¿Cómo limpiar alfombras en seco?

Necesitarás un aspirador, un cepillo de dureza media,  bicarbonato, vinagre y un paño.

Antes de nada aspira profundamente la alfombra. Rocía bicarbonato sobre la alfombra, más cantidad en las manchas y las partes sucias, y déjalo reposar toda la noche.

Una vez pasada la noche, frota con el cepillo y aspira los restos de bicarbonato y suciedad.

A continuación rocía vinagre blanco o tinto, según el color de la alfombra, con el pulverizador, y deja actuar 15 minutos. El vinagre elimina las bacterias que producen los malos olores y aviva colores.

Para secar el vinagre, pasa un paño, intenta que sea de color parecido al de la alfombra por si deja pelusas.

Si limpias tus alfombras a menudo y siguiendo alguna de estas dos técnicas, las conservarás en buen estado por más tiempo.

Continuar leyendo
1646 visitas
0 Comentarios

Cómo limpiar tapicerías en casa

Cómo limpiar tapicerías en casa

Los tejidos de tela ya sean: moqueta, alfombra, sofás, sillas, asientos de coche, etc., son difíciles de tratar y limpiar puesto a que no podemos desmontarlos y meterlos directamente a la lavadora como pasa con la ropa.

Existen modos profesionales para limpiarlos, Món Net i Verd, S.L. tiene una maquinaria especial para ello: aspiradores industriales y máquinas de inyección y extracción de agua.

No obstante, si no podemos ir a una empresa profesional o si nos urge limpiar esa mancha o superficie ennegrecida por el paso del tiempo, os damos unos trucos caseros para lavar tapicerías.

Necesitaremos: un buen aspirador, un secador de pelo, un estropajo de plástico, trapos blancos, un cepillo de dureza media, un pulverizador de agua, jabón de ropa delicada, suavizante y guantes de látex para proteger nuestras manos.

Se debe empezar con un cepillado de la zona a tratar para eliminar los restos sólidos, por ejemplo las migas, o arena, en el caso de los asientos de los coches o de las moquetas.

A continuación hay que realizar un aspirado profundo de la superficie. Es importante limpiar el filtro del aspirador y cambiar la bolsa cuando esté lleno, sino eliminamos poder de succión al aparato.

Cepilla la superficie para que el polvo y los restos sólidos se desenganchen del tejido y después lleva la boca del aspirador cerca con el fin de que recoja lo máximo posible.

Una vez que hayamos hecho un buen cepillado y aspirado, debemos preparar un pulverizador con ¼ parte de gel para ropa delicada y ¾ partes de agua. En el mercado existen muchas marcas, os recomendamos la marca Norit, ya que tiene una variante para ropa de colores blancos, otra de colores delicados y la versión para ropa de color negro u oscuro. En función del color de nuestra superficie a tratar escogeremos un formato u otro.

Debemos rociar la tela con el producto mezclado con agua, sin humedecer demasiado la superficie, sobre todo cuando se trata de telas que cubren espumas, como las sillas, sofás o asientos de coche, puesto que necesitan un tiempo extra de secado y que un empapado con agua puede estropearlas o causar humedades, bacterias y malos olores.

Con el estropajo de plástico frota la superficie en círculos, aplica si es necesario producto quitamanchas en las partes más sucias y en las manchas. En el mercado hay muchos, de oxígeno activo, desengrasantes, etc. En función del tipo de mancha, elige el que mejor se adapte a tu problema. Siempre haz una prueba en una zona en la que se vea menos, nunca lo apliques en el medio de la tela, pese a que son productos especiales para ello, no sabes si el tinte de la tela va a soportar ese producto sin perder su color de origen. Si le das un poco de calor a la mancha con un secador de pelo te ayudará a ablandar la suciedad.

Una vez frotadas las manchas y la superficie total de la tela, retira la suciedad con un trapo blanco. Divide el trapo en cuatro partes y retira una vez con cada parte, así tendrás ocho partes y tardarás más en tener que usar otro trapo limpio y seco.

Repite la operación hasta que el trapo salga lo más limpio posible, piensa que es la manera de llevarse la suciedad.

Prepara otro pulverizador con 1/5 parte de suavizante y 4/5 partes de agua. Pulveriza la superficie con el suavizante y repite la operación de retirada y secado con otro trapo blanco.

Et voilà! Aquí tienes la solución más rápida, económica, casera y sencilla de limpiar tapicerías.

Continuar leyendo
2350 visitas
0 Comentarios

Un suelo brillante es fácil de limpiar y da categoría a tu hogar

Un suelo brillante es fácil de limpiar y da categoría a tu hogar

Consejos para mantener el pavimento después de cristalizarlo

Un truco sencillo pero eficaz para mantener los suelos brillantes como el primer día es usar la escoba lo menos posible. Cuando barremos estamos levantando polvo que cae en paredes, cortinas, muebles, etc., y después vuelve a caer, de nuevo al suelo. Barre siempre de derecha a izquierda, levantaras menos polvo.

Usa la mopa en vez de la escoba, las de fibra son las mejores, ya que se lavan fácilmente y éstas sí que atraen el polvo.

Si pones una alfombra delante de la zona de trabajo en la cocina, en la habitación cerca de dónde nos descalzamos, en el baño en las zonas de agua, y limpias las manchas en húmedo cuando se producen, evitas fregar a menudo. Los suelos tratados con un pulimento o abrillantado es mejor fregarlos lo mínimo posible, al menos los primeros meses después del cristalizado, puesto que la cal del agua estropea este tipo de suelos.

Para fregarlos, recomendamos utilizar agua bien caliente, una cucharada de bicarbonato y un poco de vinagre. Los resultados te sorprenderán.

Para fregar los suelos de parquet, pon una cucharada de jabón de ropa delicada en un dosificador en spray mezclado con agua, pulveriza y pasa el mocho después. Ya verás qué diferencia.

Si el suelo de parquet tiene rayadas, rocía el spray atrapa polvo y pasa la mopa, alucinaras con los resultados.

Continuar leyendo
1326 visitas

Bienvenidos al blog de Món Net i Verd, S.L.

Bienvenidos al blog de Món Net i Verd, S.L.​ donde trataremos diferentes temas sobre los servicios de limpieza en Barcelona, temas interesantes y recomendaciones.
Continuar leyendo
2117 visitas
0 Comentarios

Món Net i Verd - FacebookMón Net i Verd - InstagramBloc servicios de limpieza